Inicio > ELLA, KATITO > Mi Katito

Mi Katito

No soy yo cuando me enojo

 

El tiempo pasa sin que nos percatemos.

Los kilómetros se van sumando sin que nos percatemos.

Literalmente: el fin del mundo

Pero cuando llega el momento de hacer la revisión de los 10.000 km del Kati, ahí el dinero se gasta con un evidente “percatamiento” de nuestra parte…

A sabiendas de que últimamente estoy como esas solteronas que sólo hablan de sus gatos, volveré a comentar acerca de mi auto. Al fin y al cabo, es lo único de valor que poseo (ÉL tiene un incalculable valor, pero no es de mi propiedad: no estamos casados).

Sí, tengo que llevar al Kati a su revisión y ando juntando moneda sobre moneda.

Y haciendo un paralelo parecido con ese viejo dicho:

* Los perros son como los dueños

 

 

Yo creo que los autos son como los dueños,

qué duda cabe: yo no era buena!

Anuncios
Categorías:ELLA, KATITO
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: